Democracia Directa

Que a través de consultas o plebiscitos VINCULANTES podamos, todas y todos, decidir sobre temas fundamentales en los niveles nacionales , comunales y regionales.

Que los Pueblos y toda la Ciudadanía tenga el derecho a proponer proyectos de ley en beneficio de las mayorías, del “bien común”.

Tener el derecho de vetar leyes que creamos injustas. Que toda Reforma Constitucional y todo tratado internacional deba ser consultado mediante un plebiscito vinculante antes de ser firmado. “No más cocinas a espaldas de los pueblos”.

Renacionalizar nuestros Bienes comunes naturales, vitales y estratégicos, para el buen vivir y para el cuidado de las comunidades y ecosistemas.

Para poder construir un Chile posneoliberal con justicia social e igualdad, es fundamental tener el control público, “soberano e inalienable del Agua, el Cobre y el Litio”, como también de la enorme biomasa de nuestros mares, hoy privatizados.